Estas en: Inicio // Diseños, Estilos, Ideas, Muebles, Planeación // Como diseñar una cocina pequeña

Como diseñar una cocina pequeña

tyle="text-align: center;margin: 5px;">

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diseñar una cocina de dimensiones reducidas puede ser un reto interesante, el cual demanda de mucha imaginación e ingenio para lograr lo que uno desea. En este artículo veremos algunos tips para generar en esa pequeña cocina mayor luminosidad, espacialidad y comodidad.

Uno de los factores fundamentales a tener en cuenta en pequeñas cocinas es la iluminación. Para que el pequeño espacio genere sensación de confort y de mayor amplitud es necesario utilizar pinturas y colores más bien claros sobre los muros. Además es conveniente utilizar una iluminación general blanca, buscando mayor intensidad en esas zonas particulares de nuestra cocina como ser  la de preparación de los alimentos, la de lavado o la de cocción. Como así también rechazar la elección de luces tenues, ya que generan sombras y por consiguiente menor amplitud espacial.

Es crucial no descuidar las zonas importantes dentro del triangulo de trabajo, principalmente la zona de preparación de los alimentos, la que deberá ser cómoda y libre de objetos innecesarios de forma que sea posible realizar sobre ella todas las tareas sin limitaciones ni demoras por la condicionante espacial.

Este tipo de cocinas deben contar con lugares de guardado, porque no querrán que su pequeño espacio culinario este desbordado de utensilios y ollas por doquier. Una sugerencia es mantener todos los accesorios de cocina ordenados de manera que denote pulcritud y espacialidad a la cocina. Una alternativa para generar sectores de guardado es colocar estantes o repisas, incluso sobre los muebles ya instalados, como aparadores o alacenas.

Con el afán de aprovechar al máximo los espacios, es importante utilizar los muros para colgar elementos, como ser ollas, sartenes, accesorios, cucharas, espátulas, pinzas, etc. De esta manera se liberan otras aéreas y se aprovecha el espacio.

En cuanto a los pisos, es preferible utilizar colores blancos o más bien claros, para ganar mayor amplitud visual. Además, es una buena opción colocarlos de forma diagonal o formando rombos ya que esta disposición transmite una sensación de gran espacialidad.

Los muebles en cocinas de espacio reducido deben contar con la mayor funcionalidad posible. Por ejemplo, se pueden colocar mobiliarios con puertas corredizas, lo cual agiliza el movimiento dentro del espacio sin obstáculos. También es conveniente utilizar puertas de cristal logrando así una mejor calidad estética. Lo que no es conveniente es usar muebles rústicos voluminosos, ya que provocan exactamente el resultado opuesto al esperado.

Una solución inteligente aplicable en cocinas de dimensiones mínimas  es la de utilizar muebles que se puedan quitar cuando no son realmente necesarios (sillas plegables, mesas extensibles, o sillas apilables). Este tipo de elementos ayudan a mantener un orden y a extender las superficies libres.

Queda claro entonces que pese al poco espacio disponible una cocina puede convertirse en un ambiente cómodo, confortable y, por supuesto, que luzca bien y acorde a las tendencias actuales de diseño.

 

Busquedas Entrantes:

Deja tu comentario/Opinion